Líderes latinoamericanos de cara al futuro

"]

Líderes de América Latina hablan de temas actuales con vistas al futuro
(8 de mayo de 2015. Por Ralph Kurtenbach). Para Marithza Andagoya, sus varios años en norteamérica no le han permitido ver algunas de los problemas más dolorosos de su cultura ecuatoriana. Sin embargo, recibir un recordatorio de realidades sociales como la violencia doméstica en América Latina la conmovió profundamente durante la conferencia, donde participaron varios líderes eclesiales de la región.

“Cuando hablamos con los líderes de otras partes de América Latina, [la violencia doméstica] era un tema recurrente”, dijo Andagoya, quien antes de la conferencia había considerado este problema como “algo que habíamos superado”.

A su criterio, la violencia doméstica es un problema que tanto instituciones como gobiernos tratan de combatir pero lamentablemente, ” dentro de la iglesia sigue siendo un problema grave”.

Haciendo uso de tecnología tanto nueva como antigua, un participante de la Consulta Quito 2015 se inmerge en la información.
Andagoya y su esposo, Javier Sepúlveda, de origen chileno, participaron en la Consulta Quito 2015 que se llevó a cabo entre el 23 y el 27 de marzo en Ecuador, donde se reunieron 39 líderes cristianos de Estados Unidos y América Latina, de México a Chile.

Quito es su ciudad natal y aquí se graduó del Centro Cristiano de Comunicaciones (CCC) de Reach Beyond, un programa a nivel universitario que terminó sus funciones en 2013. Ella y su esposo residen actualmente en Ontario, Canada, donde él está haciendo un doctorado en estudios hispanos.Según Andagoya, en la conferencia se trataron cuatro temas generales: la carencia actual de capacitación para los líderes de las iglesias; la necesidad de mentores cristianos; la necesidad de líderes juveniles calificados que permitan garantizar una iglesia latinoamericana sólida en el futuro; y la participación de las mujeres en el liderazgo de la iglesia.

En la conferencia además surgieron temas como la respuesta de la iglesia a la legislación de matrimonios del mismo sexo, uniones que han sido legalizadas en algunos países de la región.

Esta lista es similar a la lista del pastor estadounidense Ric Stanghelle, quien viajó al evento desde Lindstrom, Minnessota, donde ha servido como pastor por 30 años. Stanghelle evaluó la experiencia como útil “para escuchar las necesidades de la iglesia en América Latina tales como… entender la misión de iglesia, [observar] modelos de discipulado y ver la necesidad de una enseñanza adecuada sobre el papel de la mujer, y también sobre el matrimonio y la familia… y [la necesidad] de líderes cristianos que trabajen juntos para alcanzar a su entorno para Cristo”.

Andrés y Elena Ralek, que trabajaron por décadas en HCJB Quito como productores de radio en ruso, compartieron sobre su nuevo ministerio en Argentina bajo el auspicio de la Iglesia Presbiteriana de Buenos Aires.

Los esposos Ralek son misioneros de Reach Beyond y trabajan como facilitadores de voluntarios médicos a comunidades locales, como una puerta de entrada para compartir el evangelio. Actualmente sirven a las iglesias del grupo indígena Toba-Qom en el norte de Argentina llevándoles medicinas y buscando formas de lograr que la gente tenga agua potable.

“ ‘El movimiento de la prosperidad’ y otros similares promueven una dependencia total en la mente y el esfuerzo personal para el crecimiento, y descartan la única autoridad que Cristo nos ha dejado: Su Palabra”, afirmó Andrés. “La Consulta Quito nos ha ayudado a definir caminos hacia la meta de multiplicar a los multiplicadores para que la iglesia no muera espiritualmente”.

El documento de la conferencia, redactado por los participantes, hace referencia a los temas generales de la consulta, aunque no ofrece detalles específicos sobre cómo enfrentarlos en cada contexto, dice Andagoya. El término “consulta” caracteriza lo que ocurrió en el evento que se llevó a cabo en la Radio HCJB, pues varios latinoamericanos de la región dedicaron tiempo a escuchar y compartir. Las conversaciones en grupos pequeños (generalmente de cuatro o cinco personas) permitieron que los participantes formularan el mensaje que un portavoz articuló posteriormente.

En otros lugares (incluyendo Nigeria), Andagoya ha dirigido conversaciones en temas como mujer en el liderazgo y educación de adultos, como parte de su trabajo con Development Associates International (DAI), una de las organizaciones patrocinadoras de la Consulta Quito. El ministerio de capacitación pastoral de Reach Beyond, Apoyo, y COGEIME (Fondo Metodista para la Educación Mundial) con sede en Brasil, fueron los co-patrocinadores de este evento que duró cinco días.

En su trabajo con DAI, que es ocasional pues es madre de tres niñas, Andagoya emplea el modelo de aprendizaje de grupo en el cual los participantes aprenden unos de los otros, tal como sucedió en el evento en Quito.
DAI, en cooperación con diferentes universidades a nivel mundial, procura ayudar a la gente a completar cursos de liderazgo y obtener un título de maestría. Quienes solo desean afinar sus destrezas de liderazgo pueden optar por tomar los cursos pero no reciben los créditos universitarios.

DAI comenzó a formar su programa de liderazgo en los años 90 tras la Consulta Mundial por la Evangelización Mundial en Corea del Sur, en la cual los líderes de la iglesia africana imploraron a otros cristianos que les ayuden a desarrollar su liderazgo. Durante varios años, incluyendo 2015, DAI ha contado con la participación de David Johnson, ex presidente de Reach Beyond.

Jane Overstreet, directora de DAI, resume su trabajo como “ver lo que funciona en cuanto al desarrollo y capacitación de líderes en diferentes lugares, y luego, asegurarme de que cada persona de la organización aprenda de ello.”

Cuando se le preguntó qué es lo que cree que funciona, respondió que aunque los detalles específicos de la capacitación de líderes están cambiando, “todo gira en torno a ayudar a otros a crecer”.

“Dios está haciendo cosas maravillosas en América Latina y quiere que la iglesia sea más fuerte y que sea capaz de propagar Su Reino con mayor intensidad” afirmó Overstreet, agregando que los cristianos deberían orar “para que Dios continúe fortaleciendoles y capacitándoles [a los líderes participantes] para hacer lo que se han propuesto hacer esta semana [de la consulta]”.

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *